Noticias de actualidad

VICTORIA EN EL CAMPEONATO ESCOLAR CADETE MASCULINO DE BALONMANO

 
Imagen de Admin User
VICTORIA EN EL CAMPEONATO ESCOLAR CADETE MASCULINO DE BALONMANO
de Admin User - jueves, 3 de mayo de 2018, 17:13
 

El pasado sábado 21 de abril, el instituto IES Domingo Valdivieso se proclamó campeón regional en la categoría de balonmano cadete masculino frente a Maristas la Merced (Murcia). La historia de este equipo proviene desde el curso pasado, en el que fueron eliminados en las rondas municipales por el IES Felipe II., Tras esa eliminación el profesor de historia Manuel José Sánchez tomó el cargo de entrenador, les prometió que el año siguiente les haría llegar a la final regional del campeonato, y, en efecto, lo consiguió, gracias también a la ayuda del profesor de educación física Luis y al antiguo árbitro de balonmano Juan Antonio Rebollo que le ayudaron a la hora de los entrenamientos.

                A principios de este curso, el entrenador sugirió a sus alumnos de practicar en los recreos para poder interiorizar reglas, jugadas y tener una idea de como desenvolverse durante los partidos. Al llegar el día del partido frente al Felipe II, gracias a los entrenamientos en los recreos, el Domingo Valdivieso se alzó con la victoria obteniendo un abultado resultado (12-3).

                El equipo siguió entrenando consciente de que habían pasado s regionales y les tocaria enfrentarse contra Águilas, cuyo instituto, el IES Europa parecía postularse como uno de los favoritos para alzarse con la hegemonía nacional. Llegado el día del partido se respiraba cierto nerviosismo, tras un difícil comienzo en el que empezaron perdiendo por 5 goles de diferencia. Pese a ese mal comienzo el equipo pudo remontar gracias a los goles de golpe franco y en contraataque que consiguieron Álvaro Carreño y Benito Acosta respectivamente, el Valdivieso logró revertir la situación en un final apoteósico aventajándose en el marcador a falta de 50 segundos para finalizar el partido, que acabó con un resultado muy ajustado (20-21).

 Cada vez faltaban menos pasos para llegar a la final, los días se iban sucediendo y el equipo continuaba su rutina de entrenamiento durante los recreos. La siguiente noticia del torneo los colocaba directamente en semifinales, ya que el instituto contra el que debían enfrentarse se había retirado, su próximo rival sería Jumilla, pero ante la imposibilidad del entrenador y de varios jugadores para asistir al partido, el entrenador hizo todo lo posible para que así sucediera, y lo consiguió, aunque eso también supuso un cambio de rival, ahora tocaba enfrentarse al IES José Ibáñez de Lorca, un rival sin un nivel excesivo a priori, aunque como se dice siempre, no hay rival pequeño. El día del partido el equipo viajó a Lorca, donde se jugó el partido, y, pese a haber dado el peor nivel de todo el campeonato logró pasar a la final con una gran victoria (20-12). Este hecho, hizo al equipo darse cuenta de que había logrado su expectativa, llegar a la final.

                Pese a todos los inconvenientes sufridos, tales como bajas por lesión, discrepancias internas y una mala actitud durante los entrenamientos, el equipo había logrado su objetivo, ahora solo quedaba un paso para alcanzar el éxito.

El sábado 21 de abril todo el mundo se había puesto el despertador para pider asistir a ese partido tan importante para muchos de nosotros. Pero, debido a que hubo que llevar a unos niños del  Manuela Romero  a otro pueblo, el quipo llegó 15 minitos tarde al partido, tuvo suerte de no haber sido descalificados. El partido comenzó, y el Valdivieso se adelantó en el marcador, aunque ellos revirtieron el resultado gracias a su jugador número 10, el cual era uno de los mejores jugadores del torneo. El entrenador se percató de ese hecho y asignó una defensa mixta en la que siempre hubiese un jugador cubriendo al 10, el más destacado en esta función fue Daniel Méndez. El partido se resolvió por diversos factores , una actuación brillante de Álvaro Carreño anotando una gran cantidad de goles, de Pablo Valverde que marcó 5 goles desde el extremo, de ambos porteros realizando paradas de mérito, y, en el caso de José Ángel Carmona deteniendo un 7 metros a su jugador número 10, minándole la moral, de Óscar Herreros anotando un gol de golpe franco aprovechando que la defensa fue a cubrir a Álvaron Carreño, y en definitiva de todos los jugadores, que en mayor o en menor medida contribuyeron a alcanzar el éxito regional. Tras terminar el partido, el equipo entró en un estado de euforia al darse cuenta del hito que acababan de conseguir.

Y aunque el equipo sepa que las medallas no eran de oro real, que no han ganado ni la Eurocopa ni el Mundial, ninguno de sus integrantes olvidará ese día en el que le arrebataron el trofeo a Maristas con un final de infarto y un marcador no menos impactante (28-27) como uno de los días más felices por su estancia en secundaria.

Carlos García Sánchez de 4º de ESO A